6 PASOS PARA EMPEZAR TU BLOG CON BUEN PIE

por | Abr 23, 2019 | Para emprender mejor | 0 Comentarios

Me parece que éste es un tema clave, y ésta es una buena nota. Solo le mejoré la distribución del contenido. Espero que les sea útil.

Quiero compartir contigo la estrategia que enseño a mis alumnos para que conviertan una idea en un blog sólido y con futuro.

Es un sistema de seis pasos para crear un blog que he ido refinando con el tiempo y que ha dado muy buenos resultados a quienes lo han probado. Espero que a ti también te ayude.

PASO 1 – Ten claro qué es lo que quieres

Imagínate que llega a tus manos una herencia inesperada y quieres invertir ese dinero en comprar un terreno y construirte una casa.

¿Que sería lo primero que harías?

No sería elegir los muebles.

Tampoco el color de la fachada.

Ni siquiera la distribución de las habitaciones.

Antes de todo eso, te preguntarías para qué quieres la casa, ya que todo lo demás dependerá de ello. En una casita de verano en primera línea de playa no tendría sentido poner una chimenea, igual que sería absurdo construir una piscina en una cabaña en las montañas.

Lo mismo pasa al crear un blog: el primer paso (y uno que muchos ignoran) es tener claro cuáles son tus objetivos, ya que eso influenciará el resto de decisiones que tomes. Si lo que pretendes, por ejemplo, es montar un negocio de seis cifras, entonces no todas las temáticas valen.

PASO 2 – Construye unos cimientos sólidos

Al igual que una casa, un blog necesita tener unos cimientos sólidos para que no se venga abajo con el primer temblor.

Existen tres pilares maestros que sostienen todo el peso de tu proyecto:

  • Temática – Sobre qué vas a escribir. Hay que elegir un nicho que conozcas bien, que te apasione y que sea compatible con tus objetivos.
  • Público objetivo – Para quién vas a escribir. Dentro de una misma temática existen grupos de personas con intereses muy distintos, y no te puedes dirigir a todos a la vez.
  • Valor – Qué vas a aportar. Tus lectores sólo te harán caso si lo que escribes les es útil, y para ello tienes que entender muy bien qué es lo buscan.

Si eso pilares son sólidos, podrás construir sin miedo. Si son débiles, nunca conseguirás acabar el edificio, no harás más que encontrarte problemas y perderás cientos de horas en reparaciones.

PASO 3 – Valida tu idea

Una vez dibujado el plano de tu futura casa, tienes que revisarlo con tranquilidad para asegurarte que no has cometido errores de diseño. No quieres descubrir humedades ni problemas de insonorización cuando es demasiado tarde porque puede costarte decenas de miles de euros repararlos.

En el caso de un blog, te recomiendo analizar estos cinco puntos:

Competencia. ¿Tienes claro cómo vas a diferenciarte de tus competidores para no acabar siendo uno más?

  1. ¿Hay suficientes personas interesadas en la temática que has elegido?
  2. ¿Serás capaz de generar contenido de calidad durante los próximos cinco años?
  3. ¿Tienes suficiente credibilidad en tu nicho como para que tus lectores confíen en ti?
  4. ¿Tiene tu idea de negocio suficiente potencial como para cumplir tus objetivos económicos?

Sólo después de haber verificado que todo está en orden, puedes darle el visto bueno al proyecto y pasar a la siguiente fase.

PASO 4 – Diseña tu marca personal

Cuando visitas una casa, es inevitable que te formes una cierta impresión de ella y de sus propietarios. El jardín, la fachada, los muebles, la decoración… Todos estos elementos en su conjunto te transmiten una imagen determinada.

Tu marca personal es la imagen que se lleva la gente que visita tu blog, pero en este caso la definen detalles como el nombre, el logo, el diseño o el tono que utilizas en tus posts. Por ese motivo, es importante que elijas todas esas cosas de una manera consciente y deliberada, igual que eliges la mesa del salón o la habitación de tu hijo.

Invertir el tiempo suficiente en diseñar una buena marca personal vale su peso en oro, ya que va a ayudarte a potenciar tu mensaje, hacerlo más congruente y diferenciarte de la competencia.

PASO 5 – Lanza tu blog

Ahora que ya tienes los planos, has verificado que no existe ningún error grave en el planteamiento y has decidido de qué color vas a pintar la fachada y cómo vas decorar el interior de la casa, estás listo para empezar la obra.

Aquí mucha gente se pierde en detalles sin importancia, como elegir el material de los azulejos, el modelo del grifo del baño o el color de las barandillas. Sin embargo, lo verdaderamente importante es construir cuatro paredes y un techo donde dormir por la noche sin pasar frío y comprar los muebles más básicos. Ya habrá tiempo de preocuparse de todo lo demás.

En el mundo del blogging esto se traduce en una excesiva preocupación por las herramientas a utilizar, cuando lo único que necesitas para arrancar es un dominio, un hosting, una plantilla decente y un puñado de plugins esenciales.

Ladrillo a ladrillo, lo que antes era sólo un sueño va tomando forma, y finalmente puedes instalarte en tu nuevo hogar. Pero aquí no acaba todo…

¿Cuál es el siguiente paso?

¡Organizar un house warming party para enseñarle la casa a tus amigos!

El lanzamiento de tu blog es un evento único que sólo ocurre una vez, así que merece la pena prepararlo y ejecutarlo bien para sacarle el máximo partido. Eso incluye tener varios posts preparados para que tus primeros lectores no se vayan de vacío, y correr la voz para llegar a cuanta más gente mejor.

A partir de ahí, tendrás tu proyecto funcionando y accesible a todo el mundo, y habrá empezado oficialmente tu carrera como blogger.

PASO 6 – Céntrate en lo importante

Llevas varias semanas viviendo en tu nueva casa. Es cómoda y calentita, y estás muy contento con ella, pero la notas un poco vacía, así que decides darle un poco de vida decorándola mejor e invitando amigos más a menudo.

Hacer crecer tu blog no es fácil, porque hay muchísima información contradictoria ahí fuera.

“¡Sé activo en Twitter!” dicen algunos gurús.

“El secreto es comentar en otros blogs”, recomiendan otros.

Y tú cada vez estás más perdido.

La única manera de salir de esta situación es aplicar el principio de Pareto, es decir, centrarte en el 20% de las tareas que van a generar el 80% de los resultados. En el caso de un blog, es lo siguiente:

  • Escribir contenido épico
  • Hacer crecer tu lista de correo
  • Establecer relaciones con otros bloggers
  • Optimizar el SEO El posicionamiento en buscadores, optimización en motores de búsqueda o SEO (sigla de Search Engine Optimation en inglés), es un conjunto de acciones orientadas a mejorar el posicionamiento de un sitio web en la lista de resultados de Google, Bing, u otros buscadores de Internet.

Ya está.

Todo los demás son detalles, y lo mejor que puedes hacer es ignorarlos o hacer lo mínimo necesario para cumplir.

Céntrate en esas cuatro tareas cada semana, síguela religiosamente y estarás en el camino de conseguir todos tus objetivos.

Para conseguir resultados diferentes, necesitas hacer cosas diferentes.

Ángel Alegre

Emprenderalia

https://www.emprenderalia.com